El Caribe, golpeado por la crisis, pide medidas para impulsar su economía

EFE | Feb 18, 2013 | 9:00 AM

Por un nuevo Haití

PUERTO PRÍNCIPE - Los líderes de la Comunidad del Caribe (Caricom) inauguraron una cita en la capital de Haití en la que abogaron por medidas en la región para impulsar su economía, al tiempo que llamaron a frenar el avance del cambio climático, el narcotráfico y la delincuencia en la zona.
Durante la inauguración de la vigésima cuarta cumbre de Jefes de Estado y de Gobierno del organismo, el primer ministro de Santa Lucía, Kenny Anthony, dijo que la crisis que vive el Caribe es "la más grave de todos los tiempos" y según él "para poder sobrevivir hay que tener alto nivel de crecimiento con economías fuertes".
En ese sentido abogó por introducir cambios estructurales dentro del Caricom y propuso "la transformación urgente" del secretariado de ese organismo, al tiempo que llamo a "reexaminar" las instituciones que fueron creadas por la organización y que se han vuelto, según él, puramente burocráticas.
Paralelamente rindió homenaje a la historia de Haití porque, según opinó, "si Haití no hubiera obtenido la libertad (el 1 de enero de 1804) los demás países del Caribe no estarían libres hoy".
La cita fue inaugurada por el secretario general del Caricom, Irwin LaRocque, quien defendió el diseño de reformas en la entidad que preside para lidiar con el "difícil" contexto económico por el que atraviesa la región.
Argumentó que "la fuerza y coraje" de Haití, que por primera vez acoge la cita, "debe inspirarnos" para salir hacia adelante.
Al mismo tiempo señaló que ese país, en proceso de reconstrucción tras el potente terremoto de 2010, enfrenta un sinnúmero de desafíos que, sin embargo, han mostrado su fortaleza como nación, y pidió a los miembros del Caricom acompañar a la nación en estas tareas.
Por su lado, el anfitrión y presidente de turno de la Caricom, el gobernante haitiano, Michel Martelly, dijo que es "urgente" poner en marcha nuevos mecanismos que permitan financiar el mantenimiento del medio ambiente, al tiempo que subrayó la importancia de poner en práctica la llamada economía verde.

'Urgencia nacional'

En el caso de su país, el presidente dijo que la deforestación representa un tema de "urgencia nacional" y que por ello declaró 2013 como el Año del Medio Ambiente.
Por otro lado, Martelly se refirió al tráfico de drogas y a la delincuencia y dijo que la región debe reforzar la cooperación para hacer frente a estos problemas que, a su juicio, tienen consecuencias económicas y políticas.
En ese sentido, dijo esperar que esta cumbre "permita encontrar nuevos instrumentos para luchar" contra la criminalidad.
El gobernante haitiano también habló de la importancia que reviste para su país el tema de la circulación de personas y de bienes a través del Caribe.
Martelly dijo que en la región su país está "muy cerca y muy lejos", lo que hace que el intercambio comercial sea difícil.
También se refirió a la diversidad y la riqueza del Caribe, que definió como "una Torre de Babel que pide ser valorada".
La cita de dos días, que aglutinará a delegaciones de los 15 estados miembros y a otras tres de los cinco territorios asociados del Caricom, tratará sobre el combate al crimen y la seguridad regional, así como acerca de la elaboración de un plan estratégico para beneficio de sus miembros.
Las discusiones, centradas en crimen y seguridad, tendrán la participación del fiscal general de Estados Unidos, Eric Holder, dijeron los organizadores, que alertaron sobre los altos niveles de delincuencia que sacuden a muchos de los miembros del organismo regional.
La Comunidad del Caribe la integran como miembros plenos Antigua y Barbuda, Bahamas, Barbados, Belice, Dominica, Granada, Guyana, Haití, Jamaica, Montserrat, San Cristóbal y Nieves, Santa Lucía, San Vicente y las Granadinas, Surinam y Trinidad y Tobago.
Como asociados se encuentran Anguila, Bermudas, Islas Vírgenes británicas, Islas Caimán e Islas Turcas y Caicos; y como observadores están Aruba, Colombia, Curazao, República Dominicana, México, Puerto Rico, San Martín y Venezuela.
©EFE
Comentarios