La pesadilla para pasajeros del Triumph aún no termina

Univision.com | Feb 15, 2013 | 7:41 PM

Ya cayó la primer demanda

Primero se descompone el barco, luego el autobús en el que llegarían a casa se avería y por último el avión que debían tomar tuvo una falla eléctrica, esta es la historia de algunos pasajeros que no pudieron despertar de la pesadilla.
Algunos pasajeros que se dirigían por fin a descansar a su dulce hogar no lograron hacerlo debido a que el autobús que los transportaba de Mobile, Alabama, hasta Nueva Orleans se averió, reportó el New York Daily News. Y como si eso no fuera suficiente, algunos tuvieron luego que tomar un avión, pero no lo lograron porque tenía una falla eléctrica.
Pero las demandas no se han hecho esperar, y una pasajera del Triumph ya demandó a la empresa Carnival, propietaria de ese crucero, por la "horripilante" vivencia de pasar casi cinco días en ese barco sin propulsión a motor y con suministro eléctrico muy limitado, lo que terminó convirtiéndolo en "un retrete flotante".
La firmante de la demanda es Cassie Terry, residente en Brazoria (Texas) y quien asegura que resultó "herida como consecuencia de las condiciones innavegables e insalubres en que viajó, informó EFE.
"La demandante se vio obligada a subsistir durante días en un retrete flotante, en una placa de Petri (recipiente para el cultivo de bacterias en laboratorios) flotante, en un infierno flotante", asegura el texto de la demanda, de diez hojas, presentada este viernes ante el Tribunal del Distrito Sur de Miami.
La damandante dice que se vio obligada a "sortear heces humanas" para llegar a las colas en las que había que esperar horas para recibir "raciones de alimentos en mal estado" y que, en definitiva y a causa de la negligencia de Carnival, sufrió "heridas físicas y una inmensa e incalculable angustia mental".
Aunque en reiteradas ocasiones cita lo de las heridas físicas, en ningún momento de la demanda detalla cuáles son.
Lo que sí apunta reiteradamente es que todo este periplo le provocó "ansiedad, nerviosismo, pérdida del disfrute de la vida y otros daños relacionados" e hizo que su soñado crucero acabara en "triste e insoportable viaje en deplorables e insalubres condiciones".
Por todo ello, pide un juicio con jurado y reclama compensaciones "ejemplarizantes" por los daños físicos y emocionales, aunque no las cuantifica, y que se le paguen sus costas en el proceso.
Una pesadilla para más de cuatro mil personas
Esta demanda fue presentada tan solo horas después de que las 4.229 personas que viajaban a bordo del "Triumph" por el Golfo de México desembarcaran en Mobile (Alabama) y se acabara así un periplo que había comenzado el 7 de febrero desde Galveston (Texas) como un plácido crucero caribeño de cuatro días.
Al tercer día de navegación, se generó un incendio en la sala de máquinas que dejó la embarcación a la deriva, sin propulsión a motor y dependiendo sólo de los generadores auxiliares. Pronto empezaron a escasear los alimentos y la temperatura en los camarotes no se podía controlar.
La rotura de uno de los cables del remolcador principal, el fuerte viento en contra, las corrientes hacia el este y la estrechez del canal de entrada a la bahía de Mobile hicieron que el periplo se prolongara por ocho días. En el tramo final casi no había retretes funcionando y no había comida caliente ni sistemas de refrigeración.
Todo ello, sumado a que sólo funcionaba un ascensor y que el suministro eléctrico era limitado, hicieron que el tramo final se hiciera muy desagradable para gran parte de los pasajeros del barco.
©Univision.com
Comentarios