Cámara de Representantes afina plan de reforma migratoria

Univision.com* | Feb 01, 2013 | 10:53 AM

Proyecto es similar al del Senado, incluye un camino a la ciudadanía, pero será más dificil llegar a la meta

Un grupo de congresistas en la Cámara de Representantes ultima detalles de un proyecto de reforma migratoria que será entregado en los próximos días, reportaron medos el jueves.
El plan contiene principios muy parecidos a los contenidos en una propuesta entregada el lunes por un grupo bipartidista de senadores, y un plan anunciado por el presidente Barack Obama el martes en Las Vegas. Los tres tienen una vía hacia la legalización de millones de inmigrates indocumentados, pero con distintos requisitos.
El plan dibuja un camino hacia la naturalización de extranjeros sin estatus de permanencia legal en el país que primero serán colocados en un estado de residencia emporal, pevio fichaje y pago de una multa.
The Associated Press dijo que de acuerdo con congresistas familiarizados con el plan, el documento está siendo redactado.
¿Qué opina de los esfuerzos en el Congreso por debatir y aprobar una reforma migratoria con vía hacia la ciudadanía para millones de indocumentados? Participe en el Foro de Reforma Migratoria.
Plan bipartidista
La vesión del Senado menciona que antes de pedir la residencia permanente (green card), los indocumentados deberán primero ser fichados por el Departamento de Seguridad Nacional (DHS), carecer de antecedentes criminales y pagar una multa para recibir un estado de no inmigrante. La propuesta no señala cuánto tiempo duratá este estado. El senador Marco Rubio (republicano de Florida) ha señalado que la residencia temporal durará un “tiempo significante”.
Después de pasar esta etapa, el indocumentado será fichado nuevamente, deberá presentar un informe laboral y cancelar una multa para pedir la residencia permanente. Cuando reciba un cupo de visa disponible se pondrá a la cola de quienes esperan la green card, rámite que en algunos casos dilata en la actualidad más de 20 años.
Tanto el plan del Senado como el proyecto bipartidista mencionan que durante las esperas los inmigrantes ecibirán una autorización de empleo y podrán salir y reingresar al país.
Muy parecidos
El republicano Mario Díaz Balart dijo que el posible proyecto legalizaría a parte o la totalidad de los aproximadamente 11 millones de inmigrantes indocumentados en el país.
Para que la reforma migratoria se apruebe en la Cámara de Representantes se necesitan 218 votos. Los repubicanos tienen el control de esta instancia del Congreso. En el Senado hacen falta 60 votos. Los demócratas llenan 53 de los 100 asientos del emiciclo. Solo con respaldo bipartidista se conseguirá un voto favorable.
El senador Charles Schumer (demócrata de Nueva York), dijo a Univision que la reforma podría ser aprobada a finales de la primavera o comienzos del verano. Entrevistado por el periodista Jorge Ramos, conductor del Noticiero Univision y Al Punto, Schumer agregó que en el Congreso existe apoyo bipartidista para discutir sobre el tema y encontrar una solución al problema de la inmigración indocumentada.
Clima de optimismo
El congresista Joe García (demócrata de Miami), dijo estar seguro que el Congreso aprobará la reforma y confirmó que las pláticas avanzan en esa dirección.
Una encuesta de The Associated Press publicada en enero reveló que más del 60% de los estadounidenses apoyan una reforma migratoria que incluya una legalización de indocumentados.
El presidente Obama advitió el lunes que si el Congreso demora o no debate la eforma migratoria en un tiempo prudencial, su Administraciòn enviará una propuesta concreta y pedirá a ambas cámaras que lo debatan y aprueben con prontitud.
La Casa Blanca reitera que los indocumentados que carecen de antecedentes criminales, pagan impuestos y llevan un tiempo en el país, deben ser legalizados.
Barajan propuestas
Demócratas y republicanos barajan sugerencias y armonizan ideas para llegar a un acuerdo para redactar el proyecto.
El último intento avanzó entre 2005 y 2006, cuando la Cámara de Representantes aprobó una reforma migratoria que criminalizaba la estadía indocumentada (una falta de caracter civil no penal) y el Senado aprobó una versión que incluía un camino regulado hacia la ciudadanía para millones de indocumentados.
En junio de 2006 el entonces liderazgo republicano detuvo el Comité de Conferencia que armonizaba ambas versiones argumentando razones de seguridad nacional. La decisión desató una ola antiinmigrante que golpeó a la mayoría de los estados del país.
©Univision.com*
Comentarios