Cubanos elegirán a 612 diputados entre 612 candidatos

AFP | Feb 01, 2013 | 10:16 AM

Sin campañas, ni sondeos, ni opositores

Los cubanos acudirán este domingo a las urnas a elegir a los 612 miembros del Parlamento, en unos comicios sin sorpresas en los que el número de candidatos es idéntico al número de diputados a escoger y que conducirán seguramente a la reelección del presidente Raúl Castro.
En los comicios, en los que tampoco hay campañas, sondeos ni candidatos de la oposición, serán elegidos asimismo los 1.269 miembros de las 15 asambleas provinciales entre igual número de candidatos, y no estará en juego el dominio que ejerce el Partido Comunista (único) sobre la sociedad.
Desde las 7 de la mañana y hasta las 6 de la tarde funcionarán 29.957 colegios electorales para que los cubanos emitan su voto directo y secreto en urnas custodiadas por "pioneros" (niños), "en lo que constituye uno de los momentos trascendentales del proceso democrático cubano", destacó este viernes el diario oficial Granma.
Aunque no se esperan sorpresas, por primera vez la votación despierta algunas incógnitas, dado que los dirigentes históricos del régimen entraron en cuenta regresiva por su avanzada edad y el límite de 10 años para ocupar un cargo introducido por Raúl Castro, quien con su hermano Fidel son dos de los 612 candidatos al Parlamento.
El límite de 10 años es innovador en un país donde algunos altos funcionarios ocuparon el mismo puesto durante décadas y fue aprobado por el Partido hace un año, pero no se ha dictado la reforma constitucional respectiva. Según esta regla, Raúl Castro puede ser presidente solamente hasta 2018.
Cuestionan el sistema electoral
En octubre, en los comicios municipales, primera etapa del proceso en curso, votó el 92% del padrón, cifra superior a la de otros países, pero los disidentes cuestionan el sistema electoral en un país donde toda la oposición es ilegal y todos los medios de comunicación están controlados por el Estado.
"Eso es una farsa", dijo a la AFP el economista disidente y ex preso político Oscar Espinosa Chepe.
"Las llamadas elecciones en Cuba, como dijo el premio Nobel Oscar Arias, son carrera de un solo caballo", declaró a la AFP el disidente Elizardo Sánchez, que dirige la ilegal pero tolerada Comisión Cubana de Derechos Humanos.
También expresó sus críticas el escritor y académico oficialista Guillermo Rodríguez Rivera, quien afirmó que "las elecciones no lo son plenamente cuando la población debe elegir al mismo número de candidatos que le proponen".
Además, "la mayor parte de ellos (los candidatos) son funcionarios del gobierno" y "no se puede ser juez y parte", escribió Rodríguez en un artículo titulado "Mis objeciones a las elecciones que vienen", publicado en el sitio web del famoso cantautor cubano Silvio Rodríguez (segundacita.blogspot.com).
Rodríguez, que es profesor de la Universidad de La Habana, también criticó que la mitad de los candidatos sean escogidos por una "Comisión de Candidaturas" formada por dirigentes de organizaciones sociales oficiales.
La otra mitad los escogieron los delegados municipales elegidos en octubre. El Partido formalmente no presenta candidatos, aunque buena parte de ellos son militantes.
En las semanas previas la prensa y la televisión publicaron fotos y breves biografías de los 612 "candidatos del pueblo", los cuales participaron en más de 5.300 encuentros con votantes en barrios y centros de trabajo, según Granma.
Solo un tercio de los candidatos son miembros del Parlamento, dijo Granma.
Una vez que se constituya el nuevo Parlamento, éste deberá elegir entre sus miembros a una treintena de integrantes del Consejo de Estado, que preside Raúl Castro (de 81 años), proceso que se realiza usualmente el 24 de febrero, fecha de inicio de la guerra de independencia contra España en 1895.
El Consejo de Estado es el máximo órgano ejecutivo del país, pero también cumple tareas legislativas, pues el Parlamento sesiona sólo dos veces al año.
Fidel Castro, de 86 años, entregó el mando del país a su hermano Raúl debido a problemas de salud en 2006 y dejó de asistir a las sesiones del Parlamento, aunque en 2008 volvió a ser elegido diputado y ahora es candidato otra vez. La última vez que asistió fue el 7 de agosto de 2010 a una sesión extraordinaria.
Debido a sus problemas de salud, Fidel emite su voto en su hogar, en La Habana.
©AFP
Commentarios