Historias de terror tras incendio en Brasil

Univision.com | Jan 27, 2013 | 10:28 AM

Relatos de caos, pánico y dolor

Tras el incendio en el club nocturno Kiss en el sur de Brasil, que se ha cobrado la vida de al menos 233 personas, los desgarradores testimonios de quienes vivieron el momento de terror han comenzado a hacerse públicos.
'Película de terror'
Una de las supervivientes aseguró al diario Folha de Sao Paulo que lo vivido en el suceso "fue una escena de una película de terror".
La auxiliar de oficina Michelle Pereira, de 34 años, relató que se encontraba cerca de la puerta de salida de la discoteca, ubicada en la ciudad brasileña de Santa María, cuando comenzó el fuego en el techo del escenario de la sala y por esa razón logró ponerse a salvo rápidamente.
"Era la única (puerta) que tenía por lo que vi, porque todo el mundo estaba saliendo por ella o por la puerta de entrada", explicó.
"Vi muchas personas que eran pisoteadas en la desesperación por salir de allí", contó Pereira.
En el callejón de salida, Pereira se encontró con un panorama que describió como "escena de una película de terror".
"Cuerpos caídos por el suelo, mucha gente desmayada, llorando, intentando respirar porque había mucho humo", describió la joven, que estaba acompañada de una amiga que al comenzar el incendio se encontraba en el baño y de la que no sabe su suerte.
"Yo estaba en el lado opuesto (de los baños), cerca del escenario y próxima a la puerta de salida. Tendría que cruzar la pista entera para intentar encontrarla y en el tumulto era imposible", contó.
Fuego causó pánico
Según lo que publica la versión digital del periódico español El Mundo, la estudiante Taynne Vendrúsculo fue de las primeras personas que logró salir del local. Ella relató para Globo TV que por fortuna se encontraba cerca de la puerta, por lo que no tardó ni dos minutos en llegar a la calle desde que comenzó el fuego.
“Estábamos cerca de la puerta de salida y por eso pudimos salir (…) todo el mundo estaba empujándose, había personas que se caían al suelo”. La joven no sabe si salió del local por la puerta principal o la de emergencia, pues “ambas se encontraban muy próximas”.
Por su parte, Luana Santos Silva, de 23 años, relató que el fuego comenzó junto al escenario. “Fue un amigo el que nos lo mostró; cuando lo vimos empezamos a salir, la gente empezaba a ser arrastrada en el suelo”.
Las dos mujeres coincidieron en que se vivieron momentos de caos y terror cuando la gente trató de salir, al notar el fuego.
“En una canción, el cantante hacía una presentación con efectos que provocaron chispas y creemos que eso fue lo que provocó el fuego”, dijo Taynne. El grupo musical, aparentemente, mientras cantaba en el escenario utilizaba efectos pirotécnicos. “Todo fue muy rápido, él estaba cantando, paró de cantar y nosotros nos giramos para ver qué estaba pasando y entonces es cuando vimos el fuego en el techo”.
Tayne contó, según cita El Mundo, cómo vio salir también a personas “con quemaduras y con falta de aire por el humo, que se había apoderado del lugar provocando el caos”. Ella lamenta que “quienes estaban junto al escenario ya no consiguieron salir”.
En su desesperación, muchas personas trataron de salir, confundiendo la puerta hacia el exterior con la del baño. “Casi la totalidad murió por asfixia; en la desesperación para salir entraron en el baño, donde las encontramos apiladas, casi hasta el techo”, informó el comandante de la Brigada Militar, Cleberson Braida Bastianello.
“Cuando el fuego comenzó, fue una desesperación para salir por la única puerta de entrada y salida y muchas personas fueron pisoteadas; todos querían salir al mismo tiempo y mucha gente murió intentando salir”, dijo por su parte un miembro de seguridad que trabajaba en la discoteca.
'Una chica murió en mis brazos'
La Agencia France Press recabó una serie de estremecedores testimonios de los sobrevivientes:
- "Una chica murió en mis brazos. Sentí cómo su corazón dejaba de latir": los sobrevivientes del incendio que dejó al menos 233 muertos la madrugada del domingo en una discoteca del sur de Brasil, llena de estudiantes universitarios, relataron momentos de terror y pánico.
- "Fue un horror. Perdí a un amigo muy cercano. Las salidas de emergencia eran insuficientes; perdí de vista a mi amigo en la confusión (...) Una chica murió en mis brazos. Sentí cómo su corazón dejaba de latir. Sólo había visto eso en el cine (...) Las barreras metálicas utilizadas para organizar las filas de espera bloquearon la evacuación. Las personas se entrechocaban, caían. Ayudé a levantar las barreras. Los bomberos también se intoxicaban con el humo (...) Aún cuando corrían riesgo, las personas entraban a la discoteca para intentar salvar vidas. Las ambulancias no daban abasto con el número de heridos. No conseguimos usar la salida de emergencia. Los que estaban en el fondo de la discoteca quedaron atrapados", contó el sobreviviente Mattheus Bortolotto, un joven dentista, al canal de televisión Band News.
- "Tengo unos 10 conocidos que murieron. Es horrible, yo tengo que agradecer por estar viva. Afuera, en la calle, era un caos, parecía una película de terror. Mucha gente gritando, sin saber qué pasaba, sin saber dónde estaban sus amigos. Había personas tiradas en el suelo, ropa, carteras. Desde la discoteca salía un humo espeso y negro", contó a la AFP Kelly Rebello da Silva, una estudiante de 21 años que estaba en la fiesta.
- "Gritamos 'fuego, fuego', pero el seguridad abrió los brazos para mantener la puerta cerrada. Unos cinco o seis derribaron al de seguridad y tiraron la puerta abajo. Era la única salida", dijo Murilo de Toledo Tiecher, otro sobreviviente, al sitio G1 de Globo.
- "Todo el mundo estaba empujando, fue cuestión de segundos. El fuego era poca cosa, pero en cuestión de segundos se expandió. Quien estaba cerca o alrededor de la tarima no podía salir", relató Taynne Vendrusculo, sobreviviente, a Globo News.
- "En la fiesta estaba tocando (la banda) Gurizada cuando vi que iban a hacer un show pirotécnico, y fue ahí que la chispa inició el fuego en el techo. Íbamos a buscar el extintor para apagarlo, pero cuando vimos ya estaba todo el local en llamas. Pedimos a la gente que saliera, había mucha gente ahí. En el medio del tumulto, se comenzaron a pisotear (...) Tratamos de rescatar personas, pero algunas tenían el 80% del cuerpo quemado y no lograron resistir", dijo Rodrigo, agente de seguridad de la discoteca, a TV Globo.
- "Como estaba cerca de la puerta, gracias a Dios salí corriendo y en cinco minutos estaba afuera. Una persona me llamó para tomar fotos en el área VIP, por eso estaba ahí, tenía una visión mejor. Normalmente me quedo en el medio de las personas, fue suerte, si no hubiera estado trabajando, hubiera estado en el área VIP. Creí que eran apenas unos fueguitos pequeños, escuché el griterío y creí que era una pelea, fue allí cuando escuché que gritaron 'fuego', vi el humo y salí corriendo", dijo Fernanda Bona, fotógrafa de zona VIP de discoteca, a Globo.
Cuerpos amontonados
Otra de las supervivientes relató que al salir del lugar vio un montón de personas en el suelo, pero en medio de la confusión no pensó que pudieran estar muertas.
Vi "cuerpos en el suelo, pero confiaba en que aquellas personas pudieran estar vivas y no muertas", dijo Kellen Rebello da Silva al diario Zero Hora de Porto Alegre, la capital del estado de Río de Grande do Sul, donde está la ciudad de Santa María, escenario de la tragedia.
Rebello da Silva, de 21 años y estudiante de Farmacia, contó que se encontraba con una amiga en la discoteca, en la que se habían dado cita centenares de universitarios de la ciudad, cuando vieron el fuego en el techo del escenario.
"Estaba muy cerca del escenario, de espaldas, cuando mi amiga, que estaba de frente, me llamó y apuntó al techo para mostrarme una pequeña área con fuego. Inmediatamente me tiró del brazo y fuimos saliendo de allí", contó.
A la salida pudieron ver "humo blanco, pero enseguida comenzó a empeorar" y "cuerpos en el suelo, pero confiaba en que aquellas personas pudieran estar vivas y no muertas", subrayó.
Rebello añadió que llegaron a la puerta de salida antes que se formara el "tumulto" y que muchas personas tardaron en darse cuenta de lo que estaba sucediendo.

Tres días de luto nacional

En tanto, el alcalde de la ciudad brasileña de Santa María, Cezar Schirmer, decretó luto oficial de treinta días por la tragedia ocurrida con el incendio de la discoteca Kiss, en el centro del municipio, que dejó al menos 232 muertos y 48 heridos, según informó la agencia Efe.
Schirmer, que llegó de madrugada al lugar de la tragedia para seguir de cerca las tareas de rescate, pidió que todos los médicos, enfermeros, sicólogos y demás profesionales del área de la salud de la ciudad se pongan a disposición de las víctimas y de sus familiares con carácter urgente, informó la Alcaldía municipal.
El alcalde recibió en la mañana del domingo al gobernador de Río Grande do Sul, Tarso Genr.
La presidenta Rousseff, en tanto, decretó tres días de luto nacional ante la tragedia.
Santa María es una ciudad de 261 mil habitantes situada en el centro del estado de Río Grande do Sul, 290 kilómetros al noroeste de Porto Alegre, la capital regional.
La ciudad tiene un alto porcentaje de población joven ya que alberga ocho universidades, la más importante de las cuales es la Universidad Federal de Santa María, a la que pertenecían centenares de estudiantes presentes en la discoteca escenario de la tragedia.
La Universidad Federal también decretó el domingo el luto al conocer la tragedia que afectó principalmente a sus estudiantes.
En Santa María también funciona una base de la Fuerza Aérea Brasileña.
La presidenta abandonó su agenda
A su vez, Dilma Rousseff se marchó el domingo de forma anticipada de Chile, donde participaba en la Cumbre Celac-UE, debido a la tragedia.
Rousseff canceló su agenda en la cumbre y abordó un avión que la llevará directamente al lugar de los hechos, la ciudad de Santa María, en el sureño estado de Río Grande do Sul.
"Quien necesita de mí en este momento es el pueblo brasileño. Le pedí a todos los ministros ayudar en todo lo que puedan y trasladarse allá, y yo también estaré allá", aseguró Rousseff en declaraciones que concedió a medios brasileños en Chile.
El regreso anticipado de Rousseff le obligó a cancelar su agenda en la cumbre, en la que tenía planeado sostener un encuentro bilateral con el primer ministro francés, Jean Marc Ayrault.
También tenía previsto reunirse con el presidente boliviano, Evo Morales, y con autoridades de Letonia, informaron a Efe fuentes de la cancillería brasileña.
La mandataria aterrizó a las 13:25 hora local (15:25 GMT) en la base aérea de Santa María, ciudad del sureño estado de Río Grande do Sul, fronterizo con Argentina y Uruguay, según una nota publicada por la gobernación regional.
La gobernante, que en una rueda de prensa que concedió en Chile se mostró afectada por la tragedia y no pudo contener las lágrimas, se dirigió una vez desembarcó al hospital de la Caridade de Santa María, uno de los que más recibió heridos, para conversar con las víctimas y sus familiares.
La mandataria llegó al hospital acompañada por sus ministros de Salud, Alexandre Padilha; Educación, Aloizio Mercadante, y de Desarrollo, Industria y Comercio, Fernando Pimentel, que estaban con ella en Chile.
También la acompañan en la visita la secretaria de Derechos Humanos, María do Rosario; el gobernador de Río Grande do Sul, Tarso Genro, y el alcalde de Santa María, Cezar Schirmer.
Lula se dijo 'triste y de luto'
El expresidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva dijo estar "triste y de luto" por la tragedia en la discoteca Kiss, en la ciudad de Santa María.
"Todo Brasil está triste y de luto por las muertes ocurridas en el incendio en Santa María. En este momento difícil expresamos nuestra solidaridad a los amigos y familiares de las víctimas y a toda la población de la ciudad, pero en especial a los padres y madres por esas pérdidas irreparables", según un comunicado divulgado por el exgobernante.
Condolencias internacionales
El canciller venezolano, Elías Jaua, expresó en Chile, donde asiste a la cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños y la UE, las condolencias del gobierno de su país con el pueblo brasileño por la tragedia.
"Desde Venezuela, desde nuestro gobierno y nuestro pueblo, un abrazo solidario y fraterno al hermano pueblo de Brasil", dijo Jaua en unas declaraciones a los periodistas.
Jaua explicó que el presidente chileno y anfitrión de la cumbre, Sebastián Piñera, informó a los jefes de Estado y de gobierno que participan en el encuentro del regreso de Rousseff a su país.
En tanto, Chile, anfitrión de la Cumbre Celac-UE, expresó sus condolencias al Gobierno y al pueblo de Brasil por el incendio.
Esta tragedia "enluta" a toda América Latina. "Quisiera expresar las condolencias al pueblo y al gobierno del hermano país de Brasil", dijo el canciller chileno, Alfredo Moreno, en una comparecencia de prensa en el marco de la cumbre que se celebra en Santiago.
Moreno sostuvo que el incendio es una de las principales tragedias que han afectado a la región "en el último tiempo".
"Esto no solamente enluta a todo el hermano país de Brasil, sino a todos nuestros países", apuntó Moreno, quien lamentó que "tanta gente joven haya sido afectada por una tragedia tan inmensa".
El canciller afirmó que el presidente Sebastián Piñera pudo conversar sobre el tema con su homóloga brasileña, Dilma Rousseff, antes de que ésta abandonara la capital chilena para viajar al lugar de la tragedia.
El Gobierno alemán también se solidarizó con el Ejecutivo de Brasil y le presentó sus condolencias por la tragedia ocurrida esta madrugada en una discoteca, un incendio que ha provocado más de dos centenares de muertos.
La canciller alemana, Angela Merkel, de visita oficial en Santiago de Chile, dio personalmente el pésame a la presidenta de Brasil, Dilma Rousseff.
Por su parte, el ministro de Exteriores, Guido Westerwelle, aseguró en un comunicado sentirse "profundamente consternado" por esta "terrible tragedia" y transmitió a los brasileños su "sentido pésame".
"Nuestros pensamientos están en estos tristes momentos con las numerosas víctimas y sus familias, sus conocidos y amigos", agregó el jefe de la diplomacia alemana.
El Gobierno de México expresó también "sus más sentidas condolencias" a Brasil por el incendio que, según el último reporte, dejó 232 muertos.
La Secretaría de Relaciones Exteriores dirigió el mensaje mexicano de condolencias "al Gobierno y al pueblo de Brasil, y en especial a los familiares de las víctimas del desafortunado incendio".
©Univision.com
Commentarios