La magistrada rebelde no se calla: 'El Supremo legitima las arbitrariedades del gobierno'

Univision | Jan 10, 2013 | 1:59 PM

Por Jacobo G. García y Daniel Lozano

“Cuídenla bien, están cuidando a la Justicia”. Lo primero que hizo la magistrada Blanca Rosa Mármol tras ser jubilada a la fuerza por el chavismo judicial fue visitar a la otra jueza héroe: María Afiuni.  Las dos mujeres rebeldes, cara a cara, después de años de lucha por la independencia del poder judicial. Con sus palabras directas, siempre al centro de la diana, Mármol dictó su penúltima “sentencia”: “Sólo quedan dos juezas en Venezuela”·
La jueza valiente ha denunciado en reiteradas ocasiones lo que ella ha bautizado como efecto Afiuni, una herramienta que el chavismo utiliza para amedrentar a los jueces. “Dicen yo voy a ser la próxima Afiuni”, señala.
“La situación de Afiuni es terrible y el país no la ha captado en su totalidad. Ella es una juez presa por actuar de conformidad con la ley, es una presa que está presa por decidir”, concluye.
Dos días más tarde, sus antiguos compañeros del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) dictaron la sentencia más polémica de la historia reciente del país. Y Blanca Rosa Mármol tronó sin levantar la voz: “Esta sala del Constitucional legitima las arbitrariedades del Gobierno chavista”. 
La exmagistrada pormenorizó para Univisión los aspectos más polémicos de la sentencia que prorroga el mandato de Hugo Chávez, mantiene al frente del Gobierno a Maduro y niega la posibilidad de que exista ausencia absoluta o temporal. Su opinión es clara: ”Si el mandatario no asume, se activarían los mecanismos previstos en la Constitución para determinar si habría ausencia temporal o absoluta. Tendría que designarse una junta médica que evalúe el estado del paciente y determine si esto ocasiona inhabilitación del Presidente”.
 Blanca Rosa Mármol coincide con la inmensa mayoría de los constitucionalistas del país: "Juramentarse ante el Tribunal Supremo de Justicia es una protección del régimen democrático; por ejemplo, si no hubiese quórum en la Asamblea Nacional el día de la juramentación o si ocurriera un estado de conmoción en el país”.
 La jueza va más allá al afirmar que “si el presidente no toma posesión hoy jueves, del que no sabemos nada desde hace un mes, quedaría sin encargarse de la presidencia para el próximo periodo constitucional y tampoco podría delegarse en el vicepresidente Nicolás Maduro ya que él tendría vencido su periodo legal igual que Chávez”.
-¿Quién debería entonces asumir la jefatura del Estado?
-Lo previsto por la Constitución es que se encargue el presidente de la Asamblea, que es la única autoridad electa y la única vigente al ser elegida como diputado. Si una comisión médica declara la inhabilitación física del presidente, se tendrían que convocar elecciones. Pretender otra cosa, o sea extender una autorización de un periodo a otro, es algo que no está en la Constitución y no puede estarlo porque es algo que pertenece a la legislatura anterior y sería en el nuevo periodo en el que debería decidirlo una junta médica.
-¿Por qué la obligaron a abandonar su cargo, hace unos días, de forma tan acelerada?
-Fui víctima de un abuso y junto a un grupo de magistrados nos sacaron del puesto de trabajo con un atropello. Con mi salida se buscó la unanimidad en todas las decisiones del tribunal de justicia, porque mi voto denunció las ilegalidades que se produjeron durante mi permanencia en este tribunal.
-Un diputado de la oposición negocia una supuesta amnistía para los presos políticos, ¿qué opinión tiene usted?
 -¿Amnistía? Yo no creo que en una amnistía para personas que no son culpables. Ellos dicen indultos pero estas personas son presos políticos y aunque hagan el jueguito de que no son presos políticos, sino políticos presos es evidente que es un sarcasmo pero no creo en ello ¿Por qué? La jueza Afiuni cumplió tres años detenida por voluntad del ejecutivo y también los comisarios en pésimo estado de salud y fueron condenados sin garantía ni respeto a las normas procesales. En una situación así es difícil esperar resultados positivos.
Convertida en referente moral para la sociedad venezolana tras 38 años de servicio, Mármol, sin elevar un solo decibelio su voz, insiste en que “lucho por lo que creo y por mis convicciones y no dejaré de hacerlo aunque esté fuera del tribunal de Justicia”.
©Univision
Comentarios