Se despeja camino a posible reelección de Ortega, pese a rechazo de población

EFE | Oct 02, 2010 | 7:10 PM

Niegan legitimidad

MANAGUA - La oposición nicaragüense negó el viernes legitimidad a un fallo de los magistrados sandinistas de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) que despeja el camino para que el presidente Daniel Ortega sea candidato en 2011, una posibilidad que la mayoría de la población del país rechaza.
"Este nuevo fallo profundiza la ilegitimidad de todas las actuaciones del Gobierno y la ilegitimidad de las elecciones nacionales del 2011", advirtió el diputado José Pallais, del Partido Liberal Constitucionalista (PLC), el principal de la oposición.
Pallais, presidente de la Comisión de Justicia de la Asamblea Nacional, negó legitimidad al fallo de última instancia dictado ayer por los magistrados sandinistas de la CSJ, los cuales ratificaron una sentencia que habilita a Ortega a aspirar a su reelección en los comicios generales de 2011.
La decisión se tomó en ausencia de los magistrados opositores, que se resisten a integrar la Corte Plena en rechazo a un decreto presidencial que prorroga la permanencia en sus cargos de una veintena de funcionarios públicos.
Pallais dijo a Efe que ese fallo carece de legalidad y es inconstitucional, porque fue firmado por dos magistrados con períodos vencidos y siete jueces sustitutos, que suplantaron los puestos de magistrados liberales opositores.
Declarado inaplicable
Además, porque fue fallado sobre una sentencia de una parte de la Sala Constitucional que en octubre de 2009 declaró inaplicable el artículo constitucional que prohíbe la reelección presidencial continua y limita a dos el número de mandatos de un gobernante.
Ese fallo fue dictado de manera expedita por la Sala Constitucional en una sesión celebrada en ausencia de los magistrados opositores, que fueron sustituidos por suplentes sandinistas de otra sala.
El ex canciller y diputado opositor Eduardo Montealegre dijo por su lado que el hecho de que el plenario de la Corte estuviera integrado por los magistrados sandinistas Rafael Solís y Armengol Cuadra, junto a siete jueces sustitutos, deslegitima el fallo que favorece a Ortega.
A Solís y a Cuadra se les venció su período constitucional de cinco años el pasado 11 de abril, pero se niegan a abandonar el cargo amparados en el polémico decreto presidencial.
Por otro lado, más de la mitad de los nicaragüenses considera negativa la posible reelección de Ortega, según una encuesta de la firma CID Gallup, publicada hoy por El Nuevo Diario de Managua.
Con malas calificaciones
En el sondeo, un 32 por ciento de los encuestados calificó de "muy malo" y un 19 por ciento de "algo malo" que Ortega continúe en el poder.
Frente a esto, un 16 por ciento consideró como "algo bueno" y un 14 por ciento como "muy bueno" que el líder sandinista siga en la Presidencia, mientras que un 19 por ciento no respondió, según el sondeo realizado en todo el país del 1 al 6 de septiembre con una muestra de 1.100 posibles votantes y un margen de error del 2,5 por ciento.
Ortega, que concluye su segundo mandato presidencial el 10 de enero de 2012, gobernó por primera vez Nicaragua de 1984 a 1990.
El líder sandinista ha intentado, sin éxito, conseguir los 56 votos necesarios para impulsar en la Asamblea Nacional en dos legislaturas una reforma constitucional que deje abierto el camino a su reelección.
Ante las dificultades para conseguir esos votos, Ortega, próximo a cumplir 65 años, decidió buscar la reelección por la vía judicial mediante un recurso de amparo presentado el 15 de octubre del año pasado ante el Consejo Supremo Electoral.
En las elecciones del próximo año competirán por la Presidencia el ex gobernante Arnoldo Alemán (1997-2002), del opositor PLC; y el empresario de radio y diputado opositor Fabio Gadea, como candidato de una coalición de partidos de oposición.
©EFE
Comentarios