Gobierno dice no hay muertos confirmados por alud

Univision.com y Agencias | Sep 28, 2010 | 10:11 PM

11 desaparecidos

OAXACA, México - Autoridades federales y estatales dieron marcha atrás respecto al número de víctimas causadas por un alud en Oaxaca, en donde dijeron que no se había confirmado la muerte de ninguna persona y que solo existían 11 reportadas como desaparecidas.
El secretario de Gobernación federal, Francisco Blake, y el gobernador de Oaxaca, Ulises Ruiz, dijeron a la cadena Televisa que hasta el momento sólo se tenía el reporte de ocho niños y tres adultos desaparecidos por el alud en la comunidad de Santa María Tlahuitoltepec.
"Afortunadamente los números han cambiado radicalmente, hasta el grado de que en los últimos 15 minutos no se confirma ninguna gente muerta", dijo el mandatario estatal.Temían cientos de muertos
Horas atrás, las autoridades habían informado la muerte de ocho personas en dos deslaves y temían que hubiera cientos de personas sepultadas.
El coordinador operativo de Protección Civil de Oaxaca, Luis Marín Castillejos, dijo a la AP que el alud en la comunidad de Santa María Tlahuitoltepec había dejado siete muertos y 100 personas más desaparecidas, pero horas después el gobernador Ulises Ruiz declaró que le habían confirmado sólo cuatro fallecidos y 12 desaparecidos.
Marín añadió que también se había registrado el deslave de otro cerro en la comunidad de Villa Hidalgo, donde se reportó el fallecimiento de una persona.
Ambas comunidades se localizan en la región de la sierra norte de Oaxaca, a cerca de 600 kilómetros al sureste de la capital mexicana.
Ejército al rescate
El propio presidente Felipe Calderón informó a través de su cuenta de twitter que el comandante de la región militar en Oaxaca llegó a pie a Tlahuitoltepec junto con 30 soldados, quien "reporta serios daños, pero quizá no de la magnitud estimada".
Más tarde, Calderón dijo a reporteros a bordo del avión presidencial que en su gobierno estaban "muy consternados por esta tragedia", aunque "muy decididos a hacer todo lo posible por salvar hasta donde Dios lo permita a las víctimas que se encuentren con vida en el derrumbe".
Ruiz declaró por la mañana a la cadena Televisa que en Santa María Tlahuitoltepec se había desplomado una franja de unos 200 metros de un cerro y había sepultado entre 100 y 300 viviendas. Dijo que en el lugar vivían entre 500 y 1.000 personas, por lo cual se temía que hubiera centenares de fallecidos.
El presidente Felipe Calderón manifestó inicialmente en un comunicado sus condolencias por las víctimas e instruyó al secretario de Gobernación que viajara al lugar para coordinar las acciones federales para apoyar a la población.

Lluvias intensas

Frente a lo que se esperaba fuera una tragedia mayor, la Secretaría de Gobernación informó temprano que se enviarían de perros de rescate y maquinaria pesada para apoyar en las tareas de excavación y salvamento.
Marín dijo que en Oaxaca ha llovido de manera constante. "Las lluvias han sido intensas. Van tres días sin cesar estas lluvias", señaló.
México ha tenido en 2010 la peor temporada de lluvias en los registros históricos.
Donato Vargas, secretario del Comisariato de Bienes Comunales de Santa María Tlahuitoltepec, también dijo a la AP más temprano que al menos 300 casas habían sido sepultadas y había por lo menos 500 desaparecidos.
"Estábamos todos durmiendo y lo único que escuchamos fue un ruido muy fuerte, y pues salimos de la casa y vimos que el cerro se había caído", dijo el funcionario municipal desde un teléfono satelital.
"Ha sido difícil informar a las autoridades, porque los caminos están muy mal y no hay buena señal de nuestro teléfono", agregó.
Santa María Tlahuitoltepec, que según el conteo de población de 2005 tenía 9.000 habitantes, es una municipalidad en la serranía de Oaxaca y la mayoría de la población habla la lengua indígena Mixe.
Tras el conocimiento de la tragedia, grupos de rescatistas se alistaron para ayudar a los damnificados oaxaqueños, todo estaba listo para que viajarán al estado de Oaxaca, sin embargo, por la tarde la secretaría de Gobernación anunció que cancelaban los vuelos sin dar el motivo.
Más tarde, las autoridades estatales y federeales dijeron que no había muertos confirmados y que el número de desaparecidos era de 12, aunque al principio se temía de cientos que estuvieran atrapados entre los escombros.
©Univision.com y Agencias
Comentarios