Endeavour, el adiós a una era

ImpreMedia Digital, LLC | Oct 12, 2012 | 2:32 PM

El adiós a una era

Después de casi 20 años, 25 misiones y aproximadamente 123 millones de millas recorridas en su carrera espacial, la última misión del Endeavour está a punto de comenzar.
Los preparativos para el transporte de este ícono de la exploración espacial estadounidense ya están listos para ponerlos en práctica y dejar el transbordador instalado en el Centro de Ciencias de California, donde estará a la exposición al público.
Desde que se tuvo conocimiento de que California sería el lugar de "jubilación" del Endeavour, distintos organismos de las ciudades de Los Ángeles e Inglewood han estado coordinando esfuerzos para llevar a cabo este proyecto, denominado Misión 26, El Gran Endeavour. Esta labor conjunta ha incluido no solo la planificación de la ruta por donde será trasladado el transbordador, sino también el despliegue de medidas de seguridad.
La "misión", que serán las últimas 12 millas recorridas por el Endeavour, comenzará en la madrugada del viernes, cuando inicie su desplazamiento desde el aeropuerto hasta la esquina de La Tijera y Sepúveda. Allí estará hasta las dos de la tarde, hora en que comenzará su recorrido hasta el puente de la avenida Manchester, donde cruzará con ayuda de una grúa. Desde allí continuará su viaje que se prolongará hasta el sábado, a su destino final en el Centro de Ciencias de California.
"Invitamos al público a celebrar con nosotros el transporte del transbordador, este momento tan historico para todos en la comunidad", dijo William Harris, director de comunicaciones del Centro de Ciencias de California.
Los lugares disponibles para que el público pueda ver el paso del Endeavour estarán localizados en el estacionamiento del Fórum de Inglewood (ubicado en el 3900 West Manchester Boulevard), el cruce del Bulevar Crenshaw y la Avenida Martin Luther King Jr. (Baldwin Hills Crenshaw Plaza) y el área cercana a Bill Robertson Lane, en Exposition Park (último tramo del viaje). Mira el mapa aquí
El Departamento de Policía de Los Ángeles (LAPD) aconseja al público observar el paso del Endeavour sólo desde los lugares designados para el mismo o en el Centro de Ciencias de California una vez que esté abierto al público desde el próximo 30 de octubre. No se permitirá ningún transeúnte en las aceras mientras pasa el transbordador ya que su amplitud podría ser un peligro para la seguridad de las personas. La envergadura (ancho) del Endeavour es de 58 pies y abarca completamenteel ancho de la avenida. Su altura es de 78 pies, con una longitud de 122.
Además de los oficiales regulares del LAPD, 700 cadetes de esta fuerza policial estarán al servicio del programa de seguridad desplegada por ese cuerpo. Ellos también estarán a cargo de la vigilancia del tránsito, control de la seguridad y vigilancia, especialmente de los peatones que quisieran ingresar a las áreas no autorizadas.
"Aproximadamente 700 cadetes del Departamento de Policía de Los Ángeles y voluntarios de la comunidad han sido designados para ayudar a que el Endeavour llegue a su destino", dijo Charlie Beck, jefe de LAPD, en un comunicado de prensa publicado por ese organismo el día de ayer. "Este evento nos permite resaltar al Endeavour y a la juventud excepcional de nuestra comunidad que han dedicado su fin de semana para trabajar por nuestra seguridad".

Toda una historia

El paso del Endeavour no sólo implica medidas para proteger a los ciudadanos, sino también las alteraciones urbanas que han tenido que llevarse a cabo a lo largo de la ruta por la que transitará. Para ello, se han tenido que hacer modificaciones en avenidas de la ciudad, tales como la tala de árboles y modificación de las líneas que suministran energía elétrica al área.
Alrededor de 395 árboles han sido removidos en las ciudades de Inglewood para dar paso al Endeavour. Sin embargo, se ha planificado la plantación de mil árboles nuevos, con una altura de 10 a 14 pies y de los cuales se espera que alcancen el tamaño de la mayoría de los arboles que están reemplazando en un lapso de dos a cinco años.
Por otro lado, Southern California Edison (SCE) y el Departamento de Obras Públicas de la Ciudad de Los Ángeles (DPW), han desarrollado un plan para permitir el paso del Endeavor. SCE trabajará en 4 de las 12 millas del recorrido, en las cuales se elevarán, bajarán o quitarán líneas de tendido eléctrico, desde el cruce de la Aviation y Manchester hasta el cruce de la 81 y Crenshaw. Durante estas labores, negocios y viviendas del área sufrirán un corte de energía que se espera no se prolongue por mucho tiempo.
"Esperamos que no sea más de cuatro horas", dijo Jesús Henríquez, encargado del diseño de proyectos del equipo de transmisión para SCE. "Pero todo dependerá de la velocidad del Endeavor, el cual viaja a una velocidad de dos millas por hora".
El paso del Endeavour es un motivo de alegría para todos los residentes de Inglewood y sus alrededores. Sin embargo, durante el tiempo de los apagones y por las medidas de seguridad impuestas a los peatones y transeúntes, muchos negocios se veran obligados a cerrar sus puertas.
"Tendremos que cerrar debido a la situación con la electricidad, porque no sabemos cómo nos afectaría", dijo Larry Weintroub, dueño de Randy's Donuts, el popular lugar de ventas de donas ubicado en la esquina de Manchester y la Ciénega y que permanecerá cerrado desde el jueves a las 8 de la noche hasta el sábado en la mañana. "También porque la policía no va a permitir que las personas caminen por las calles y no tendremos clientes que se acerquen al lugar".
Añadió Weintroub que espera que el cierre no los afecte económicamente. Como otras veces que han tenido que cerrar por motivos de filmación, siempre pueden compensar los costos de ese cierre. En esta oportunidad, van a alquilar el espacio de su estacionamiento a un compañía que ofrecerá una fiesta privada. "Esperemos que sea una situación en la que no ganaremos pero no saldremos perdiendo".
©ImpreMedia Digital, LLC
Commentarios