Miles repudian muerte de campesinos en Guatemala

AFP | Oct 10, 2012 | 11:43 AM

'Caravana por la solidaridad'

Cientos de activistas y campesinos guatemaltecos recorrieron el martes, en una caravana de vehículos, más de 170 km desde la capital hasta el pueblo Totonicapán, en el oeste, para expresar su repudio al ejército por la muerte de ocho indígenas durante una protesta el pasado jueves.
Desde el amanecer, decenas de indígenas, campesinos, estudiantes y activistas emprendieron desde ciudad Guatemala la denominada "Caravana por la solidaridad", integrada por vehículos que portaban lazos negros en señal de duelo.
Conforme la hilera de autos avanzaba por la carretera Interamericana, se fueron sumando más y más participantes de poblados cercanos, hasta formar una hilera de cientos de vehículos.
"La idea de la caravana nace por la violencia con la que actuó el gobierno de Guatemala contra los hermanos de Totonicapán", dijo a la AFP Juana Batzibal, una de las organizadoras de la protesta.
Al llegar al sitio en que se produjo la matanza, manifestantes y líderes indígenas de Totonicapán realizaron un acto, colocaron ofrendas florales y denunciaron el prcoeso de militarización de las fuerzas de seguridad civil durante el gobierno del presidente Otto Pérez, que asumió en enero de este año.
"Han vuelto los aparatos de la muerte a asesinar a nuestros hermanos y hermanas, así como lo han hecho históricamente desde que vinieron (los españoles) hace 520 años", expresó el máximo dirigente del Comité de Unidad Campesino (CUC), Daniel Pascual.
Una historia de dolor
Pascual recordó que los pueblos indígenas fueron los más reprimidos durante la guerra civil que vivió este país entre 1960 y 1996, pues el 83.33% de los 200 mil muertos o desaparecidos que dejó el conflicto, según un informe de la ONU, eran miembros de las etnias autóctonas del país.
El dirigente del CUC -organización creada en 1978 por Vicente Menchú, padre de la Nobel de la Paz Rigoberta Menchú- consideró que durante el gobierno de Pérez se ha militarizado a las fuerzas de seguridad civil y se ha reprimido con violencia las protestas indígenas.
Pérez es un general retirado del Ejército que combatió a la ex guerrilla izquierdista en el marco de una política contrainsurgente que dejó miles de civiles muertos.
"Siento un dolor en mi corazón, quiero llorar por mis hermanos que murieron (...). En su campaña el presidente Otto Pérez dijo que nos protegería. ¿Cómo nos va a proteger si ahora nos quiere matar?", señaló durante el homenaje a las víctimas el líder indígena Lucas García.
Al ingresar al centro del poblado indígena de Totonicapán, la caravana fue recibida con aplausos por los pobladores, que se mostraban entre asombrados y agradecidos por las muestras de solidaridad.
En la plaza central del municipio, familiares de las víctimas exigieron justicia p pidieron la renuncia de los ministros del Interior, Mauricio López, de la Defensa, Ulises Anzueto, y del Exterior, Harold Caballeros.
El pasado jueves, la policía y el ejército disolvieron por la fuerza una manifestación de grupos indígenas que protestaban contra el incremento al precio de la energía eléctrica y otras políticas del gobierno, dejando como resultado ocho indígenas muertos y unos 35 heridos, incluidos ocho militares.
©AFP
Commentarios