Unicef rechaza aumento de penas a menores aprobado por diputados dominicanos

EFE | Sep 21, 2012 | 3:10 PM

Penas más severas contra menores infractores

Unicef rechazó la elevación de penas a menores que cometan delitos, aprobada por la Cámara de Diputados de la República Dominicana, y anunció que ha contactado con el Senado, donde debe continuar el tramite legislativo, para informar a los legisladores de las consecuencias de esta medida.
Los diputados de ese país caribeño aprobaron la aplicación de penas más severas para los menores de 18 años que infrinjan la ley, iniciativa dirigida, según ellos, a reducir los niveles de criminalidad que afectan al país en los últimos años.
Las modificaciones establecen el aumento de 3 a 10 años de la pena máxima de prisión para los condenados en edades de entre los 13 y los 15 años, y de 5 a 15 años el máximo período de reclusión para los de edades entre 16 y 18 años.
El presidente de la Cámara de Diputados dominicana, Abel Martínez, dijo, según medios locales, que el endurecimiento de las penas reducirá los delitos cometidos por menores.
Mientras, el presidente de la Comisión de Justicia del órgano legislativo, Demóstenes Martínez, aseguró que antes de aprobar la pieza, los diputados consultaron a organismos locales como el Consejo Nacional de la Niñez (Conani) e internacionales como el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef).
La representante de Unicef en la República Dominicana, María Jesús Conde Zabala, aseguró, sin embargo, que ese organismo no ha sido consultado "en ningún momento" y negó que la mayoría de los delitos sean cometidos por menores y adolescentes.
Afirman que la cifra es baja
En conferencia de prensa, Conde aseguró que según la Procuraduría General de la República, a principios de 2012 había 22 mil adultos privados de libertad en el país, frente a 570 adolescentes.
"Un adolescente que comete un hecho delictivo debe ser sometido a una justicia democrática", declaró, y subrayó que Unicef no defiende que se exima de la acción de la justicia a los adolescentes.
Aseguró que estas medidas comprometen "el proceso de protección de los derechos de los niños, niñas y adolescentes promovidos en la República Dominicana" y abogó por "la proporcionalidad de las penas".
Además, sostuvo que el vigente Código de Protección de los Derechos la Niñez fija penas "suficientes" para los menores.
"La privación de libertad tiene que ser el último recurso" y debe aplicarse "por el menor tiempo posible", tal como establecen "los tratados de derechos humanos que ha ratificado este país y que tienen rango constitucional", declaró.
Con estas medidas -dijo- "vamos a destrozar su vida y a desaprovechar ese tiempo en el que se puede trabajar" por su recuperación.
Defendió, en cambio, medidas que favorezcan el desarrollo de niños y jóvenes. "Lo que los adolescentes necesitan es educación de calidad. El 50 % de los adolescentes están fuera del sistema educativo", aseveró.
La elevación de las penas fue aprobada por la Cámara de Diputados el 22 de noviembre de 2011, pero no fue refrendada en el Senado, por lo que la reforma quedó sin efecto al finalizar el anterior periodo legislativo y ha sido retomada en el actual.
La reforma debe ser aprobada en el Senado y después ratificada por el Gobierno, antes de su definitiva entrada en vigor.
©EFE
Comentarios