Crisis diplomática China-Japón

AFP | Sep 18, 2010 | 10:54 AM

Miles salen a las calles a protestar en Pekín

PEKIN - Más de un centenar de chinos manifestaron la mañana del sábado en Pekín contra Japón en un ambiente tenso, cerca de la embajada de este país, luego que un incidente marítimo desatara una crisis diplomática entre ambos países, constataron periodistas de la AFP.
Los manifestantes se reunieron inicialmente ante la embajada de Japón, para luego, cuando la calle fue bloqueada por numerosos policías, desfilar en cortejo en el barrio diplomático del parque Ritan.
"¡Abajo el pequeño Japón", "Recuerden el 18 de septiembre", coreaban los manifestantes, en este día del aniversario del comienzo de la invasión de Manchuria por el ejército japonés, en 1931.
Una serie de informaciones circularon en Internet en los últimos días sobre una manifestación contra Japón.
Exigen liberar barco
Todo esto se da en momentos en que China ha convocado cinco veces al embajador de Japón para exigir la liberación inmediata del capitán de un barco pesquero chino, detenido por Tokio el 7 de de septiembre en una zona del Mar de China Oriental reclamado por ambas potencias asiáticas.
"¡Devuélvannos las Diaoyu!", "Devuélvannos al capitán!", coreaban los manifestantes, usando el nombre chino de las islas, llamadas Senkaku en japonés, cerca de las cales el pesquero fue capturado.
El pesquero chino había chocado antes con dos patrulleras nipones, cerca de los islotes situados a media distancia entre Taiwán y Okinawa.
La manifestación se dispersó en calma a fines de la mañana.
Gritos y arrestos
En Shangai (este), unos 50 manifestantes se reunieron esta mañana cerca del consulado japonés y varios de ellos fueron detenidos, constató un periodista de la AFP. Los otros manifestantes intentaron sin éxito cortar el camino al vehículo policial que los llevaba.
"Liberen a nuestro capitán", "Las islas Diaoyu pertenecen a China", se podía leer en las pancartas.
El jueves, la embajada de Japón en China había pedido de los japoneses que están en el país que sean vigilantes, cuando circulaban en internet informaciones sobre las manifestaciones.
©AFP
Commentarios