Cumbre por la reforma en la Casa Blanca

Univision.com* | Sep 16, 2010 | 3:28 PM

Mandatario se reunió con legisladores demócratas

WASHINGTON – La presión para presentar un plan de reforma migratoria antes de las elecciones del 2 de noviembre se trasladó hasta la Casa Blanca, donde legisladores hispanos del Congreso se reunieron el jueves con el Presidente Barack Obama para pedirle su apoyo a dos proyectos de ley que en breve serán presentados: uno sobre la reforma migratoria y otro que daría residencia a miles de estudiantes indocumentados sobresalientes.
El encuentro se llevó a cabo un día después de que el Senador Robert "Bob" Menéndez (demócrata de Nueva Jersey), anunció que en las próximas semanas presentará un proyecto de reforma migratoria al legislativo con el respaldo de los representantes también demócratas, Luis Gutiérrez (Illinois) y Nydia Velázquez (Nueva York).
En la cumbre, Menéndez, Velázquez y Gutiérrez pidieron a Obama su apoyo a ambos proyectos que, de ser aprobados por el Congreso, legalizarían a millos tres lones de indocumentados que se encuentran prácticamente escondidos en el país.En la reunión también de discutieron nuevas estrategias y se abordó el desencanto latino por el incumplimiento de una promesa lanzada por el mandatario en su campaña de 2008, cuando prometió impulsar la reforma en el primer año de su mandato, en 2009.Anuncios de debate
Durante un acto ecuménico en una iglesia luterana a espaldas del Capitolio, el miércoles, al que asistieron líderes religiosos y cívicos, además de sindicalistas de 25 estados, Menéndez dijo que en Estados Unidos "no podemos ser ciudadanos de segunda clase, no aceptamos ese estatus y vamos a luchar" por la reforma migratoria integral.
Un día antes, Reid anunció en el Capitolio que una de las iniciativas más reclamadas por la comunidad inmigrante, el Dream Act, será presentada la próxima semana como una enmienda al proyecto de ley de Gastos de Defensa.
También conocida como Ley del Sueño, el proyecto permitiría regularizar la situación de miles de estudiantes sin papeles que ingresaron a Estados Unidos siendo niños, quienes recibirían una residencia temporal y, una vez graduados de la universidad o ingresaran a servir a las Fuerzas Armadas, recibirían la residencia permanente. Cinco años más tarde podrán tramitar la ciudadanía.Números clave
Reid no ha dicho si cuenta con los votos para la aprobación del Dream Act, pero aseguró a comienzos de semana que esperaba tenerlos.
Una fuente del Congreso consultada por Univision.com dijo que sólo con el voto demócrata ninguna de las dos propuestas será aprobada y que se requiere entre cuatro y cinco votos republicanos.
Los demócratas cuentan con 56 asientos más dos independientes, pero para aprobar cualquiera de las dos propuestas hacen falta 60 de los 100 curules del Senado. En la Cámara de Representantes hacen falta 215 votos de los 435 legisladores.
Menéndez tampoco ha confirmado si tiene los votos necesarios para que la reforma migratoria sea aprobada y el debate se traslade a la Cámara baja.Momento delicado
Analistas estiman que el momento en que se anunció la entrega de ambos proyectos es delicado para los demócratas, quienes se juegan el control del Congreso en las elecciones del próximo martes 2 de noviembre.
El miércoles, Obama pronunció un discurso en la gala del Instituto del Caucus Hispano del Congreso (CHCI) para celebrar el comienzo del mes de la Herencia Hispana, y reiteró su apoyo a la reforma migratoria.
En 2008 el mandatario prometió que impulsaría un cambio comprensivo a las leyes de inmigración que incluye una vía de legalización para millones de indocumentados, pero la promesa no ha sido cumplida, en gran medida, por falta de apoyo bipartidista.
Pese a ello, el presidente dijo que "no cejaré en esta lucha. Mi compromiso a conseguirla tan pronto como sea posible es verdadero. No podemos seguir dejando este desafío para más adelante".
"Si apelamos a las esperanzas del pueblo estadounidense en lugar de sus miedos, lo conseguiremos", afirmó Obama en medio de aplausos.

La reforma de Menéndez

Dirigentes de organizaciones nacionales entrevistados por Univision Interactive Media (UIM) y que estuvieron presentes en la reunión donde Menéndez anunció la presentación del proyecto, dijeron que el plan será una mezcla entre una iniciativa entregada por el legislador Gutiérrez en diciembre del año pasado a la Cámara de Representantes, y un borrador demócrata anunciado en abril por los senadores Charles Schumer (Nueva York), Reid y Menéndez.
A continuación detalles de ambos planes.
El plan Gutiérrez:
El proyecto en poder de la Cámara de Representantes se basa en un fuerte componente de seguridad fronteriza y una vía ordenada para otorgar la residencia a millones extranjeros sin papeles que llevan tiempo en Estados Unidos, pagan multas e impuestos y carezcan de antecedentes criminales.
Mientras se aprueba la residencia, los beneficiarios obtendrán un permiso de trabajo y podrán viajar a sus países de origen mientras se lleva a cabo el proceso de legalización. Tras seis años como residentes temporales, finalmente obtendrán la residencia permanente y, cinco años más tarde, podrán gestionar la ciudadanía.
Los que tengan delitos serios no serán elegibles para obtener la residencia.
Recomienda además:
-    Cancelar políticas basadas sólo en la ejecución y la disuasión (redadas y deportaciones, entre otros) como el único medio para regular la inmigración.-    Cambio de políticas para que no se produzcan condiciones de acogida que fuercen a miles de personas cada año abandonar sus países de origen y emigrar hacia Estados Unidos sólo para sobrevivir.-    Nombrar una comisión independiente que revise las políticas actuales y establezca números de admisión basada en el trabajo y necesidades humanitarias.-    Camino de legalización para los inmigrantes indocumentados que actualmente viven y trabajan en Estados Unidos. Eliminar restricciones basadas en país de origen, condición económica, educación, tiempo de residencia o cualquier otro criterio.-    Asegurar las fronteras y mejorar los mecanismos de distribución de tarjetas de residencia para reducir el flujo de la migración a través de canales ilegales.-    Ejecutar el cumplimiento de las leyes laborales y de empleo. Aumentar castigos a empleadores que incurran en prácticas laborales injustas o ilegales. Aumentar la supervisión y la inspección del gobierno en esta área.-    Cerrar el programa de trabajadores huéspedes temporales porque no ofrece ningún beneficio para el pueblo estadounidense.-    Reunificación familiar para beneficio de residentes y ciudadanos estadounidenses, incluyendo las parejas del mismo sexo.-    Incluir la iniciativa AgJobs para que miles de trabajadores agrícolas sin papeles entren en la vía de la legalización.-    Derogar secciones de la Ley de Inmigración de 1996 que permitan redefinir el número de delitos que obligan a la deportación de un inmigrante.-    Fin de detenciones permanentes de inmigrantes que han cometido violaciones a la ley de inmigración no relacionadas con crímenes violentos.-    Cancelar la Sección 287(g) de la ley de inmigración que otorga poderes extraordinarios a las policías locales para que sus agentes ejerzan funciones como funcionarios de inmigración.-    Mejorar la política de asilo y refugio para darle mayor protección a niños y personas víctimas de delitos.-    Modernizar y simplificar el proceso migratorio para acabar con los retrasos.-    Simplificar la reunificación familiar. Acortar las esperas para que las familias puedan estar juntas de forma inmediata.-    Ampliar la discrecionalidad de los jueces de inmigración para tratar casos de manera individual y tomen decisiones basadas en lo específico de las circunstancias y los resultados del caso.-    Castigos más justos de acuerdo a los delitos cometidos por un inmigrante. Un delito menor o una violación civil de las leyes de inmigración no deben llevar consigo un castigo que podría compararse a un delito grave en un caso penal.-    Equiparar la cuota de visas de residencia para favorecer a los países en vías de desarrollo.-    Actualizar la Sección 249 de la Ley de Inmigración y mover la fecha de principios de los ochenta a 1996.-    Eliminar los delitos de vileza moral tipificados en la ley de inmigración, una reliquia jurídica amorfa.

El plan Schumer-Reid-Menéndez

Anunciado en abril. dos semanas después del rompimiento de una comisión bipartidista que integraba el senador republicano Lindsey Graham (Carolina del Sur), los senadores demócratas Schumer. Reid y Menéndez anunciaron un borrador de reforma basado en un fuerte componente de seguridad en las fronteras y una rigurosa vía de legalización.
El plan tiene los principales objetivos:
-    Asegurar las fronteras de Estados Unidos antes de tomar una decisión relacionada con el cambio de estatus de los inmigrantes indocumentados;-    Incrementar los recursos (personal y económicos) de la Patrulla Fronteriza y agencias encargadas de velar por la seguridad de las fronteras y control de la inmigración indocumentada;-    Incrementar los recursos de los tribunales de inmigración para proceder contra los individuos presentes ilegalmente en Estados Unidos;-    Perseguir, detener y castigar severamente el uso y tráfico de documentos falsos de identidad;-    Crear un documento biométrico para identificar a los trabajadores legales en Estados Unidos (ciudadanos residentes y extranjeros autorizados), y controlar, detener y sancionar severamente la contrata de trabajadores indocumentados;-    Una vía de legalización rígida que arrancaría toda vez que se garantice el cumplimiento de los objetivos anteriores.Frontera hermética
El nuevo plan demanda unas fronteras seguras y efectivas y agrega un requerimiento para dotar a la Patrulla Fronteriza de tecnología de punta para tareas de vigilancia en las fronteras y destinar mayores recursos a los tribunales o cortes para el enjuiciamiento de traficantes de personas o coyotes.
El proyecto también recomienda mejoras en el sistema de vigilancia de la frontera con México y sugiere el apoyo del Departamento de Defensa y crear una unidad militar que funcione como patrulla fronteriza auxiliar para casos de emergencia.
Agrega recomendaciones para acelerar la deportación de extranjeros presentes ilegalmente en Estados Unidos y mejorar el sistema de verificación de empleo conocido como E-Verify, así como ampliar los centros de detención para inmigrantes indocumentados.
Añade la creación de un carné biométrico de verificación de empleo obligatorio.
Respecto a la vía de legalización, el plan Schumer-Reid-Menéndez ofrece un programa de legalización con la condición de que primero deben cumplirse con los estándares de seguridad.
Completado este requisito:
-    En un primer paso, los solicitantes de la amnistía deberán registrarse ante las autoridades como "inmigrantes potenciales", aceptar que revisen sus antecedentes penales y que les tomen las huellas dactilares;-    Luego deberán esperar ocho años para obtener su "estatuto de residente legal", el tiempo de que las autoridades consigan poner al día las miles de demandas de regularización legalmente presentadas anteriormente;-    Sólo los indocumentados que consigan demostrar que estaban en Estados Unidos antes de la introducción de la ley en el Congreso podrían optar a la legalización;-    Indocumentados que lleven tiempo en el país podrán regularizar sus permanencias;-    Podrán hacerlo sólo aquellos que pagan impuestos, sepan inglés y carezcan de antecedentes criminales;-    También deberán ser fichados y pagar una multa;-    Que admitan la falta de encontrarse indocumentados antes de iniciar el trámite de legalización;-    Una vez admitida la falta y autorizados para regularizar la permanencia, deberán colocarse al final de la cola en el servicio de inmigración a la espera de un cupo de visa disponible;-    El documento propone una gran refundación de los visados de trabajo temporal, y facilita la estancia en Estados Unidos de los estudiantes universitarios extranjeros que cuenten con una oferta de trabajo firme.
Activistas y dirigentes señalaron que el plan de Menéndez suavizaría muchos de los requerimientos sugeridos por Schumer y no necesariamente contemplaría todas las recomendaciones de Gutiérrez. “Será un equilibrio entre ambos”, indicaron.
©Univision.com*
Commentarios