Urgen visas para mano de obra calificada en EEUU

ImpreMedia Digital, LLC | Jul 18, 2012 | 9:03 AM

Es necesario atraer a profesionistas con elevados grados de capacitación

Un programa bien diseñado de trabajadores especializados puede ayudar a Estados Unidos a salir más rápido de la recesión además de proporcionar fondos para el entrenamiento de la futura fuerza laboral de alto nivel, reveló un análisis del Instituto Brookins.
"Los trabajadores especializados son muy importantes en momentos en que Estados Unidos está tratando de recuperarse de esta recesión y de entrar a una nueva economía', dijo Neil Ruiz, investigador del Instituto Brookins, en Washington. "Esto es muy importante, sobre todo a nivel regional".
Dicho programa debe responder a las necesidades diversas de las economías locales: algunas necesitan más ingenieros; otras, más científicos o profesores universitarios, o incluso médicos y enfermeras, que el sistema educativo de Estados Unidos no está proporcionando.
¿Debería el gobierno modificar y ampliar el programa de visas tipo H1B? Participe en el Foro de Inmigración.
Una muestra
Por ejemplo, en San Francisco y el Valle del Silicio, hay una tremenda demanda de ingenieros en computación, mientras en Columbus, Indiana se necesitan ingenieros industriales para la industria manufacturera.
Otro ejemplo es Long Beach, California, donde la mayor demanda de estas visas es para trabajadores médicos.
Sobre todo, un programa de ese tipo debería responder a las necesidades de la economía actual y del futuro, y no a la política, como ocurre casi siempre en este tipo de temas, tan controversiales.
"Deberíamos tener, como lo tienen otros países, una comisión o panel, no partidario, que vea los datos y las necesidades locales y decida qué nivel de visas son necesarias", dijo Ruiz, coautor de un nuevo reporte sobre la demanda de trabajadores inmigrantes en áreas metropolitanas de Estados Unidos.
Qué dice el reporte
El reporte analiza el funcionamiento de las visas H1B, un programa de trabajadores especializados que existe desde 1990 para dar permisos de trabajo y residencia temporales a graduados de profesiones avanzadas para trabajar en empresas estadounidenses.
La demanda de este tipo de visas fluctúa con los ciclos políticos y económicos y, como ya se ha dicho, según la necesidad local. Pero el programa diseñado en Washington es "un tamaño" para todo el país y tiene un límite de visas anuales –excepto las universidades, que no tienen límites en el número de este tipo de profesionales que pueden patrocinar.
El asunto es controversial, porque algunos opinan que las empresas prefieren contratar a trabajadores extranjeros para pagar un salario más bajo y tener más control sobre ellos, que el que tendrían sobre los ciudadanos.
Urgen respuestas
Ese es un dilema que el reporte no resuelve, pero si es cierto que Estados Unidos está graduando menos profesionales de ciertas áreas, es decir, parte del problema recae en las limitaciones del sistema educativo estadounidense.
Por ejemplo, el reporte nos recuerda que más de la mitad de los licenciados en ingeniería del mundo están en Asia, 17% en Europa y sólo el 4% en Estados Unidos. Corea del Sur, Taiwan y Japón tienen más graduados de ingeniería y ciencias naturales que Estados Unidos, aunque la población de este país es mayor.
El programa H1B ya tiene una característica que favorece a la formación de estos profesionales en Estados Unidos: el dinero que pagan los empleadores por las visas se distribuye por medio del Departamento del Trabajo y de la Fundación Nacional de Ciencias.
El más favorecido
Los Ángeles, por ejemplo, recibe la mayor cantidad del país: $30 millones que va a entrenamiento laboral para otros profesionales técnicos de diversos niveles de especialización.
"Lamentablemente descubrimos en nuestro estudio que no se distribuye equitativamente", dijo Ruiz.
Brookins espera que su estudio pueda ser utilizado por el Congreso cuando discuta una de los numerosos proyectos de ley que están pendientes sobre el aumento de las visas para trabajadores especializados. No obstante, apuntó Ruiz, lo mismo podría decirse de los trabajadores no especializados, la política nacional no responde a las necesidades locales.
©ImpreMedia Digital, LLC
Commentarios