Expertos advierten que la inmigración moviliza voto latino y no la economía

EFE | Jun 21, 2012 | 2:34 PM
Orlando, Florida - La inmigración es el verdadero asunto que importa a los latinos en Estados Unidos, tanto como para movilizar su voto, mientras que la economía tan sólo preocupa, explicó Matt Barreto, copresidente de la encuestadora Latino Decisions, en la 29ª Conferencia de líderes latinos NALEO.
"Se cometen dos errores fundamentales al hablar del voto latino, asumiendo que todos los latinos son lo mismo, y diciendo todo lo contrario, que son muy diversos y están muy segmentados", explicó Barreto en el panel "Rompiendo paradigmas, la movilización efectiva del voto latino", en el que se analizó el peso específico de la comunidad en los próximos comicios de noviembre.
Según el copresidente de Latino Decisions, "los analistas y consejeros que traten el voto latino tienen que tener un experiencia bicultural para ver las diferencias, que existen, pero que hay que confrontar para lanzar el mensaje, porque algunas diferencias son insignificantes".
Barreto mostró en su presentación una comparativa entre el grado de entusiasmo que mostraban los hispanos por el presidente estadounidense, Barack Obama, cuando en 2009 endureció su política de deportaciones, y el expresado la semana pasada, cuando anunció una orden ejecutiva que las evitará para cientos de miles de estudiantes.
Los datos reflejan que a partir de la nueva iniciativa, el 49 por ciento de los latinos se muestra más entusiasta con Obama, por un 14 por ciento que se sitúa en el lado opuesto, mientras que en 2009 el 22 por ciento se encontraba más cercano a Obama y el 41 se sentía más decepcionado.
El profesor de la Universidad Internacional de Florida Darío Moreno aseguró que la movilización del voto latino para las próximas elecciones es clave, sobre todo, en los estados donde la población latina es muy grande y además son los llamados "bisagra".
Colorado, uno de esos estados clave, fue territorio republicano en las elecciones de 2004, cuando George W. Bush consiguió el 30 por ciento de los votos latinos, que suponían entonces un 8 por ciento del total, explicó Moreno.
Sin embargo, en 2008 John McCain consiguió el 38 por ciento del voto hispano en ese estado, pero entonces los hispanos supusieron el 13 por ciento del voto total en el estado, por lo que el 38 por ciento de apoyo hispano no fue suficiente para el republicano.
Moreno pronosticó que de los cuatro estados donde el voto latino es fundamental y está más disputado -Florida, Colorado, Nuevo México y Nevada-, los dos primeros serán los que mayor peso ejercerán sobre el resultado final.
"Romney va a tener una oportunidad, y creo que apostará por buscar el voto en el medio oeste. Por supuesto, en términos hispanos. El senador (Marco) Rubio está totalmente fuera de la mesa como vicepresidente y creo que la campaña republicana está realmente tentada a renunciar al suroeste y buscar el voto del medio oeste", añadió Moreno.
©EFE
Commentarios