La importancia de la educación temprana en el programa de la Dra. Isabel

Univision.com | Jun 06, 2012 | 3:48 PM
Esta semana la Dra. Isabel la dedicó al tema de la educación temprana de los niños, una etapa crucial que va desde los 0 a 5 años de edad en donde un pequeño aprende la vasta mayoría de las destrezas que necesitará para desenvolverse en la vida, y cuya importancia no puede subestimarse.
Para discutir el tema la Dra. trajo al estudio a Gladys Montes, vicepresidenta del Centro para la Excelencia de United Way, experta en el tema de la educación temprana.
“Los primeros cinco años es cuando el cerebro crece más, o sea que ese es el momento de aprender”, dijo la Dra. Isabel, al destacar la importancia del tema.
La clave de la educación temprana radica en los padres y madres, y en el tiempo que le dediquen a sus hijos o a los pequeños que le rodean, que a esa tierna edad deben desarrollar sobre todo sus capacidades motoras y sensoriales, descubriendo el mundo que les rodea.
"Durante esta etapa de 0 a 12 meses y de 12 a 24 nosotros nos enfocamos muchísmo en darle la oportunidad a los niños para que exploren con todos los sentidos, con sus manos, con sus ojos, con su nariz, con su cuerpecito” los distintos materiales que integran su ambiente, explicó Montes.
Cuando son tan pequeños, es su boca, particularmente, la lengua la mayor fuente de información que tienen, al no poder aún utilizar sus manitas para sentir los objetos.
"La lengua es el tercer brazo. Todo lo que ellos tienen al frente lo van a examinar por medio del uso de la boca...la boca le da todo el mensaje, es duro, es blandito, es frío, es caliente, es grueso, todo eso lo aprenden ellos utilizando la lengua", explicó Montes.
Es importante que a esas edades tempranas los pequeños cuenten, sobre todo, con el tiempo de sus padres, tan o más valioso que los recursos materiales que le provean.
"Es muy importante que nosotros como padres nos estudiemos a nosotros mismos y entendamos la importancia que tenemos en la vida de nuestros niños...que buscan de un consejo, que buscan de un pedacito de tiempo de nosotros, que podamos tener una falda en donde se puedan sentar y le podamos leer un libro, tener una conversación", dijo Montes. "Es ese, el tiempo que pasamos con ellos, una de las cosas más importantes que le vamos a dar".
Preocuparse por la educación temprana de un pequeño significa tenerlo en cuenta en momentos tan aparentemente insignificantes como en las labores domésticas, de donde pueden aprender, y mucho.
“Señora, si usted está lavando los platos y usted tiene un niño cerca, déjelo que se acerque donde usted está, dele un trapito, que juntos puedan comunicarse. Cuando van a lavar ropa, van a sortear la ropa que van a lavar, divídala por colores, divídala por tamaños, divídala por los pantalones, las camisas, y está ya trabajando en lo que es el conocimiento, lo que es la clasificación”, aconsejó Montes.
La Dra. Isabel, que tiene ocho nietos, aconsejó también incluirlos en la cocina, cuando se está trabajando en una receta que requiere distintas proporciones de ingredientes. Esto les da una idea de las medidas, las fracciones de un todo, dijo la Dra.
Sobre todo, hay que conversar, y mucho, con los niños, y no hablarles con sonidos que no tengan sentido, sino propiamente, con vocabulario correcto.
“Las conversaciones son las que le dan el vocabulario a los niños. Ahora nosotros medimos cuán preparados están en la escuela por la cantidad de palabras que pueden decir. Mantenga comunicación con sus niños, dele esa palabra que aprendió ayer", dijo Montes.
Además, sáquelos a pasear, deje que interactúen con la gente, ”esa participación no sólo está desarrollando socialmente las habilidades, sino qu están aprendiendo mucho más”, dijo la Dra. Isabel. “Y no sólo eso, estamos desarrollando un sentido de comunidad”, agregó Montes.
Si usted no se siente capacitada para enseñarle a su hijo estas cosas tan básicas, dijo la Dra. Isabel, no se quede cruzada o cruzado de brazos: Coloque a ese pequeño o pequeña en un lugar en donde pueda aprender destrezas básicas, una guardería, y presione a su gobierno local por más y mejores centros de enseñanza temprana, que usualmente son los primeros en sufrir los recortes de presupuesto.
Usted tiene un arma importante: El voto, úselo para exigir servicios de calidad.
Una radioescucha, Gaby, llamó desde Houston preocupada por el verano que se acerca y buscando consejos sobre qué hacer con su hija ahora que estará varias semanas fuera de la escuela por el receso.
Su hija, dijo Gaby, va a entrar a primer grado y ella está preocupada porque al parecer no se concentra en sus clases, en los juegos en los que participa, y está atrasada en lectura en la escuela. "Yo no sé como llegarle, la verdad”, dijo Gaby.
Sin embargo, la madre dio una pista que bien pudiera ayudarle a resolver el problema de concentración de su hija: "A ella le gusta mucho dibujar, tiene mucha imaginación, se la puede pasar el día dibujando”.
Primer consejo: A los pequeños hay que mantenerlos ocupados en el verano. No es una época para dejarlos tirados en la casa, es una época para exponerlos a actividades que no tienen en la escuela.
Luego Montes le recomendó trabajar en las "fortalezas" de su hija en lugar de enfocarse en sus debilidades, y darle rienda suelta a la imaginación que ha exhibido mediante el dibujo: Proveerle materiales para dibujar, no muy costosos, como papel, lápices, crayones, marcadores, pinturas. Llevarla a museos, a parques, a lugares que la inspiren y estimulen su imaginación.
“El modo de comunicación de ella puede ser más enfocado si está utilizando el arte. Le estás dando la oportunidad de que ella utilice lo que nosotros decimos son las fortalezas del niño, en vez de enfocarte en esas cosas en las que ella tiene debilidad”, dijo la experta.
La Dra. intervino: "Te imaginas que vida tan interesante, en vez de dejarlo tirado en una cama, en una cuna...ustedes no saben la importancia de poder jugar con plastilina, de poder coger una brocha, esa niña ya sabe coger una brocha bien, o de ahí (aprender a sostener) un tenedor para comer, o una cuchara para comer.
Uno de los radioescuchas que estaba escuchando el programa en Nueva York fue el señor Héctor, que llamó con un anuncio importante para los latinos de esa ciudad: La Parroquia Nuestra Señora de Guadalupe, en el 328 W 14TH St. de Manhattan, ofrecerá talleres académicos en verano, para niños y niñas de 4 años a 11 años de edad.
“Vamos a tener matemáticas, vamos a tener deletreo y vamos a tener 'reading' (lectura). Además, vamos a tener español como segunda lengua en la primera hora del programa", a un costo mínimo, dijo Héctor. Los talleres comenzarán el 9 de julio y durarán seis semanas, hasta el 16 de agosto. Serán de cuatro dias a la semana, con desayuno y almuerzo incluido, y programa recreativo después del académico.
Para más información, comuníquese con la parroquia en la ciudad de Nueva York.
______________________
United Way le puede ayudar a conseguir información de servicios disponibles para su hijo en su comunidad. Para más información entre en la página de United Way.
©Univision.com
Comentarios

Presentado por

Encuéntranos en