Fernando, el niño al que le sacaron los ojos, se debate entre la vida y la muerte

Univision.com | May 25, 2012 | 12:21 PM

SIGUIENTE:

Reacción de la desalmada madre al ser presentada ante la prensa tras su satánico acto.

Entre la vida y la muerte

CIUDAD DE MÉXICO - El caso del pequeño niño mexicano de cinco años al que sus propios padres le sacaron los ojos ha causado conmoción y repudio general, no sólo a nivel nacional sino también a nivel internacional.  Informes médicos señalan que su estado de salud es grave y reservado y que se está debatiendo entre la vida y la muerte. 
La Secretaría de Salud, a través de un comunicado, dio a conocer que “por el momento no es necesario que el paciente sea sometido a una cirugía craneoencefálica ya que el niño presenta una fuga de líquido cefalorraquídeo, sin embargo, esta fístulas tienden a cerrar sin necesidad de recurrir a una cirugía mayor”, diagnosticó el centro médico.
Fernando, el niño atacado, se encuentra aún en terapia intensiva y aislado para que no sea proclive a ninguna infección.
La ira de la madre
La noticia dio la vuelta después de que se informara que elementos médicos habían ocurrido en un helicoptéro a una casa del  Estado de México en donde un menor de cinco años se desangraba de los ojos, ya que su propia madre y su tía le habían sacado los ojos con una cuchara.
Eran aproximadamente las ocho de la mañana cuando el niño conocido como Fernando comenzó a llorar y a gritar, por lo que los vecinos alertaron que algo estaba pasando.
Al llegar agentes de la patrulla B676 descubrieron que ese niño había sido víctima de un supuesto rito satánico, en el que su madre, María del Carmen, le extrajo los ojos apoyada por su hermana.
En una entrevista y en su declaración, la madre del menor aclaró que los integrantes de la secta a la que pertenece le habían dicho que el lunes ocurriría un sismo y que éste acabaría con el mundo por lo que tenían que rezar todo el tiempo.
Ante el pedido de María del Carmen de que todos cerraran los ojos y al no responder a esta orden, el pequeño Fernando se volvió víctima de la ira de su propia madre, quien le extirpó los ojos frente a otros menores, uno de ocho años y otro de nueve meses.
"Al llegar al domicilio nos dimos cuenta de que se trataba ya de dos personas, la mamá y la hermana, que le habían sacado los ojos al menor", expuso en entrevista Isaac Acevedo, fiscal regional de Netzahualcóyotl, con el periódico Excélsior.
No recuperará la vista
Las autoridades indicaron que durante el repugnante acto había más personas en el interior del domicilio. Destacaron que algunas de las personas eran familiares del pequeño, acostumbrados a realizar ritos de santería.
“Es mi hijo… entre mi hermana Lizbeth y yo lo hicimos en la cocina de mi mamá”, respondió María del Carmen en la declaración.
Uno de los rescatistas que ayudó a salvarle la vida al menor, comentó que jamás en su vida había visto algo similar. 
“Nos avisó Rescate municipal Netzahualcóyotl que tenían un niño de cinco años agredido por sus padres al estar en un rito satánico, nos refieren que con una cuchara le extirparon ambos globos oculares", dijo Adrián Rivera a Excélsior.
Los médicos informaron que Fernando no tenía el globo ocular del lado izquiero mientras que el del lado derecho sí se encontraba pero de fuera.
Internado en el Hospital Infantil, se reportó que el menor se mantenía estable pero que debido a las lesiones, no iba a recuperar la vista.
Por ahora hay ocho detenidos por este caso y ante el cual las autoridades han realizado los procesos correspondientes. 
Médicos especialistas recomiendan que se le coloquen prótesis oculares solo con fines estéticos ya que Fernando no tiene la posibilidad de volver a ver.
 
©Univision.com
Commentarios