Tres taxistas fueron asesinados a balazos en Acapulco

AFP | May 16, 2012 | 2:05 PM

Sicarios también incendiaron establecimientos

CHILPANCINGO, México - Tres taxistas fueron asesinados a tiros por un comando armado que atacó una parada de taxis en la ciudad mexicana de Acapulco el martes, un mes después de la matanza de otros cinco trabajadores de ese gremio en el balneario, informó una fuente del gobierno de Guerrero.
El ataque, a cargo de sujetos fuertemente armados, se produjo frente a un mercado de la periferia de Acapulco, situado en el estado de Guerrero, a 380 kilómetros al sur de la Ciudad de México, informó la fuente, que pidió el anonimato.
En el lugar quedaron tres taxistas muertos, uno de ellos en el interior de su vehículo.
Momentos después se produjo otra agresión armada contra otro sitio de taxis en la turística zona Diamante, donde se encuentran algunos de los hoteles más lujosos de ese popular destino turístico, particularmente entre los habitantes de la capital del país.
No es un hecho aislado
En este segundo atentado no hubo muertos ni heridos, pero sus autores prendieron fuego al lugar además de disparar contra los taxis que había allí y provocaron escenas de pánico entre los vecinos.
El 9 de abril, la policía de Acapulco encontró los cadáveres de cinco taxistas en el interior de una camioneta, cuyos ocupantes se dieron a la fuga a pie, y en la que había otros dos cuerpos.
Los taxistas también han sido unas de las principales víctimas de la violencia de las bandas crimen organizado en la ciudad industrial de Monterrey, en el norte del país, donde en el último año han sido asesinados 23.
Los cárteles del narcotráfico los utilizan como vigilantes, como vendedores de droga al menudeo y como apoyo logístico para secuestros, asaltos o robos, por lo que se convierten en objetivo cuando grupos rivales se enfrentan por el control de una ciudad.
México sufre una ola de violencia generada por los cárteles del narcotráfico que ha dejado desde diciembre de 2006 más de 50 mil muertes por choques entre organizaciones criminales rivales, operativos del ejército y la policía y asesinatos de civiles sin relación con la delincuencia.
©AFP
Commentarios