La batalla silenciosa contra las FARC en cortes estadounidenses

Univision.com | May 04, 2012 | 7:51 PM
Aprobaron indemnizaci... Aprobaron indemnizaci...
3 Pausar Auto Play

Después de ser liberados por las FARC en Estados Unidos se ordenó que se les pagaran más de 318 millones de dólares, pero están congelados en los bancos.

La mayoría del dinero reclamado se encuentra depositado en cuentas confiscadas por el gobierno de Estados Unidos

Por Casto Ocando y Gerardo Reyes
Las víctimas de secuestro de las guerrillas colombianas están librando una silenciosa batalla legal en las cortes de Estados Unidos, exigiendo que se les paguen los daños causados por sus captores con el dinero confiscado a narcotraficantes en el sistema financiero norteamericano.
Tres contratistas estadounidenses que estuvieron secuestrados las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) durante cinco años ya obtuvieron una orden de indemnización de $318 millones por una corte federal en Tampa, Florida.
Adicionalmente, otro empresario de origen venezolano logró que una corte de Miami le otorgara unos $37 millones para compensar el año que pasó en las selvas colombianas secuestrado por grupos guerrilleros.
Sin embargo, el pago de esas compensaciones podría complicarse, debido a la complejidad de los procedimientos para obtener el dinero dentro del sistema financiero norteamericano.
Cuentas confiscadas
La mayoría del dinero reclamado se encuentra depositado en cuentas confiscadas por el gobierno de Estados Unidos, y que están relacionadas de una u otra forma con firmas o individualidades vinculadas a la guerrilla y carteles internacionales de la droga, principalmente de Colombia, pero también de México.
Keith Stansell, ex contratista del gobierno norteamericano, es uno de los más notables secuestrados por las FARC que está participando en la batalla para lograr una compensación monetaria sustancial a los sufrimientos que experimentó durante los 1,967 días en que estuvo cautivo de la guerrilla.
Stansell estuvo secuestrado junto a la ex candidata presidencial Ingrid Betancourt. Pasó gran parte del cautiverio con cadenas alrededor de su cuello, y recluido en condiciones inhóspitas, hasta que fueron liberados en Julio de 2008, tras una operación militar del gobierno colombiano.
Historia de la demanda
El ex contratista y otros dos compañeros de cautiverio presentaron una demanda en 2009 contra las FARC y 82 presuntos miembros de la organización guerrillera, invocando la legislación antiterrorista norteamericana. En 2010, un juez de Tampa ordenó que se les pagara a los demandantes unos 318 millones como indemnización por las secuelas físicas y mentales del secuestro.
El juez autorizó a los demandantes a reclamar fondos congelados por el Departamento del Tesoro por sospechas de que estaban vinculados con el narcotráfico.
El argumento legal del caso es que las FARC tienen el control de la producción de cocaína en Colombia y por lo tanto un alto porcentaje del dinero confiscado a los narcotraficantes en Estados Unidos está ligado a la organización guerrillera, y en consecuencia puede ser reclamado por las víctimas.
Miles de dólares
De acuerdo a los documentos del caso consultados por Univisión, las cuentas congeladas por sus nexos con las FARC están en 21 bancos de Estados Unidos, con cantidades que varían desde un dólar hasta varios cientos de miles de dólares.
Una segunda demanda fue introducida en 2010 a nombre de un empresario venezolano secuestrado a fines de la década de los 90 en los alrededores de Cúcuta, ciudad colombiana ubicada en la frontera con Venezuela.
Durante un año el empresario fue torturado en numerosas ocasiones, y obligado a pagar varios cientos de miles de dólares para obtener la libertad. Sin embargo, no fue liberado sino que tuvo que planificar su propio escape. Tras una odisea de varios días, el empresario logró evadirse y trasladarse a Estados Unidos para tratarse las secuelas físicas y mentales del secuestro. Posteriormente obtuvo un estatus de protección bajo la Convención contra la Tortura de las Naciones Unidas, de la cual Estados Unidos es signataria.
Fallo favorable
De acuerdo a Orlando Ocampo, abogado del empresario, una corte de Miami otorgó una indemnización de $37 millones bajo otras legislaciones estadounidenses.
“La demanda se basó en dos leyes: la Ley contra Delitos en el Extranjero y la Ley contra el Crimen Organizado. Esas leyes nos permiten obtener justicia contra las FARC en cortes de Norteamérica”, explicó Do Campo a Univisión.
El abogado detalló cómo se obtiene el dinero de cuentas congeladas.
“Hay un proceso en que se tiene que colaborar con el Departamento del Tesoro de los Estados Unidos, y después cuando se identifica una cuenta, hay que volver a la corte y recibir la aprobación del juez para colectar el dinero en la cuenta que está congelada”, dijo Do Campo.
Narco mexicano
Los fallos judiciales podrían afectar también millones de dólares incautados en efectivo o en cuentas financieras estadounidenses a carteles de la droga de México, bajo la teoría de que estas organizaciones también tienen negocios de drogas con la guerrilla colombiana.
Entre estos se encuentran fondos congelados a una empresa ganadera de Culiacán, México, por presuntos vínculos con el cártel de Sinaloa, uno de los principales aliados de los carteles colombianos de la cocaína.
Hasta ahora, los contratistas han logrado recibir unos $7 millones de los fondos congelados. Sin embargo, varios de los dueños de las cuentas congeladas están apelando ante la corte de Tampa, alegando que no se ha demostrado que los fondos pertenecen a las FARC, y que no se les ha dado oportunidad de defenderse de las acusaciones de que sus firmas y cuentas bancarias están vinculadas a operaciones de narcotráfico.A pesar de las dificultades para obtener las indemnizaciones aprobadas por las cortes federales, los demandantes están dispuestos a ir hasta las últimas consecuencias.
Según el abogado Orlando Do Campo, el objetivo es tener acceso a los fondos congelados.
“Nosotros no tomamos este caso para ganar solamente una victoria simbólica para nuestro cliente. Tenemos la gran esperanza de que vamos a colectar y a compensar nuestro cliente por lo que él ha sufrido”, puntualizó Do Campo.
©Univision.com
Commentarios