Maras suspenden reclutamiento de jóvenes en El Salvador

AFP | May 04, 2012 | 7:26 PM

M-18 y M-13

EL SALVADOR - Las pandillas de El Salvador prometieron el cese del reclutamiento forzoso de jóvenes, a la vez que declararon las escuelas como "zonas de paz", dijo un portavoz de la Mara-18 en el centro penal de Quezaltepeque, 25 km al norte de San Salvador.
"Declaramos que en adelante quedan abolidas todas las formas de reclutamiento involuntario de personas menores y mayores de edad a nuestras filas", declaró Víctor Antonio García, líder de la Mara-18, una de las dos principales pandillas en el país, junto a la Mara Salvarucha (MS-13).
"Zonas de paz" 
Mejía dio lectura a un comunicado conjunto de ambos grupos --en tregua desde el 9 de marzo pasado-- en el cual declaran "todos los centros escolares del país, públicos y privados, zonas de paz".
Las maras mantenían un constante asedio a las escuelas para reclutar estudiantes desde los 12 años.
Con esa declaratoria, según el comunicado, las escuelas "ya no serán consideradas como zonas en disputa territorial, lo cual permitirá que alumnos y maestros puedan desempeñar sus actividades educativas con toda normalidad y los padres de familia se liberen de toda preocupación".
Mejía dijo que ambos anuncios forman parte de "un segundo gesto de buena voluntad" (luego de la tregua) el cual tiene "el propósito de confirmar nuestro compromiso de contribuir a la pacificación de El Salvador".
Problemas de violencia en El Salvador 
Tras una tregua entre las maras, impulsada por el vicario castrense Fabio Colindres y el otrora comandante guerrillero y ex diputado Raúl Mijango, el promedio de homicidios diarios en El Salvador se redujo de 14 a 5, según fuentes policiales.
Los pandilleros dijeron que ello confirma que pueden ser parte de "la solución al más grave problema que agobia a la sociedad salvadoreña", la violencia.
Las pandillas dijeron "saludar" la iniciativa presidencial de convocar a un "gran pacto nacional para atacar las causas estructurales que motivan la guerra social".
Al dirigirse a las clicas o células de las pandillas, la cúpula les rindió agradecimiento tanto a los miembros libres (un poco más de 22,000) como encarcelados (10.000) por "el apoyo, la confianza y la disciplina con la cual han acatado nuestras disposiciones de no saltarse las bardas de los territorios evitando toda provocación".
"Les reafirmamos (a todos los pandilleros) que en este proceso histórico, nadie está traicionando a nadie, todo lo contrario, lo estamos haciendo en beneficio de todo el pueblo salvadoreño del cual también nosotros somos parte", destaca el comunicado.
©AFP
Commentarios